Aspecto del interior de Santa Maria; Antes de 1983

lunes, 21 de noviembre de 2011

Las hermanas Moreno concluyen el baldaquino de Jesús




Las hermanas Laura y Esther Moreno, de Arte y Restauraciones Moreno, acaban de terminar la restauración del baldaquino de Nuestro Padre Jesús Nazareno, que se encuentra en la iglesia de Santa María de los Reales Alcázares. Ha sido una labor minuciosa y compleja ya que el baldaquino, obra de Palma Burgos, se encontraba en un estado lamentable.
La restauración del baldaquino ha durado 6 meses y aunque la intención de las restauradoras era la de realizar un dorado nuevo, en oro fino, para dotarlo del máximo esplendor, han tenido que atenerse a las circunstancias económicas y a las directrices marcadas por la cofradía para dotar al templo de un conjunto muy digno en el que, a fecha de hoy, se sigue trabajando en los últimos detalles.
Durante los trabajos se han realizado labores de consolidación de los estucos, limpieza, estucados de las zonas de pérdidas, desestucado, reintegración cromática, realización de las tallas perdidas, un nuevo dorado en diferentes zonas, para dotar al conjunto de homogeneidad y luz. En dichos trabajos, ha sido necesario el montaje de varios andamios que han supuesto para la hermandad un alto coste, con el fin de que el trabajo fuera lo más seguro y cómodo posible.
Aunque la mayoría de la restauración se ha efectuado en Santa María, algunas de las piezas, las de menos envergadura, se han realizado en el taller que Arte y Restauraciones Moreno tiene en la calle Minas nº 46 de la ciudad.
En total han sido necesarias unas 4.000 láminas de pan de oro falso para dotar de más luz al retablo de nuestro Padre Jesús Nazareno y devolverle el esplendor al retablo de la Virgen de los Dolores, que ha sufrido algunas modificaciones y ampliaciones para amoldarlo a las nuevas dimensiones de su hornacina.
Además de los trabajos realizados sobre los altares de los titulares de la hermandad, también se ha trabajado en la realización de unas molduras para la hornacina de la cruz y en la restauración de las peanas de San Juan y la Verónica. Todo ello con la ayuda incondicional tanto del ebanista encargado del montaje, como de algunos hermanos de la cofradía, sin los cuales no se hubiera podido llegar al resultado obtenido, por lo que las restauradoras agradecen sinceramente el trabajo de estos.
Además de haberse hecho todo lo que estaba en manos de Arte y Restauraciones Moreno, para dignificar esta gran capilla, las restauradoras del baldaquino han donado un cuadro, realizado por ellas mismas, en el que se representa el rostro de la Virgen de los Dolores, que se colocará sobre el retablo de la titular mariana de la cofradía morada. Según declaran Laura y Esther Moreno, esta donación ha sido realizada en agradecimiento a la hermandad por haberles concedido el privilegio de poder trabajar en el baldaquino de “nuestro Jesús de Úbeda”. La inauguración oficial del baldaquino de Jesús tendrá lugar el domingo, día 4 de diciembre de 2011.

No hay comentarios:

Publicar un comentario